Los efectos anabólicos del ajo y su disulfuro de dialilo

El extracto de ajo es capaz de potenciar la secreción de testosterona y reducir la secreción de cortisol. Este descubrimiento fue realizado por científicos de la Universidad Kobe y la compañía farmacéutica Riken, de Japón. Las ratas a las que se les administró extracto de ajo en polvo en sus alimentos retuvieron más proteína.

Ajos anabólicos

No es la primera ocasión en que estos investigadores estudiaban los efectos farmacológicos del ajo. A finales de los noventa publicaron un artículo sobre la capacidad del ajo para descomponer la grasa. Esto es debido a que el ajo potencia la producción de noradrenalina [1]. Sin embargo, esta vez los investigadores se decidieron a analizar los efectos anabólicos del ajo [2].

El estudio

Los japoneses experimentaron con tres grupos de ratas; a cada grupo se le administró comida que tenía una sola diferencia: la cantidad de proteína. El alimento de las ratas consistía en un 40, 20 o 10% de proteína.

A su vez, los científicos dividieron cada grupo dietético en dos subgrupos. Uno recibió comida ordinaria que contenía 10, 20 o 40% de proteína; la comida de los otros subgrupos contenía además polvo de ajo. Cada kilo de alimento contenía 8 g de polvo de ajo. Y un gramo de ese polvo contenía 5 mg de disulfuro de dialilo (DADS).

Las ratas fueron alimentadas durante 28 días, posteriormente los investigadores analizaron el balance de nitrógeno para conocer la proteína que habían retenido.

Resultados del estudio

Descubrieron que el ajo no tuvo efecto en las ratas que habían consumido cantidades pequeñas o moderadas de proteína. Sin embargo, en el grupo que con la mayor ingesta proteica, el balance de nitrógeno fue superior en el subgrupo del ajo.

Gráfico 1. El efecto anabólico del ajo

La concentración de corticosterona en sangre fue menor en las ratas que tomaron ajo, como mostramos a continuación. La gráfica inferior indica también los niveles de testosterona encontrados en los testículos de las ratas. Cuanto mayor era la ingesta de proteína, mayor la producción de testosterona en las ratas que consumieron ajo.

Gráfico 2. El efecto anabólico del ajo

El disulfuro de dialilo

Los japoneses creen que la elevación de la testosterona guarda una relación con la hormona mensajera LH. Basan su suposición en un experimento en el que inyectaron disulfuro de dialilo, uno de los principios activos del ajo, en ratas y midieron la secreción de LH. Esta había aumentado. Mientras más disulfuro de dialilo recibían las ratas, más aumentaban sus niveles de LH.

Las dosis indicadas en la tabla anterior son muy interesantes. Las cifras de la izquierda muestran el número de milimoles por litro de fluido inyectado. Las ratas recibieron sólo un mililitro. Si los postulados de los japoneses son ciertos, entonces el disulfuro de dialilo (DADS) es farmacológicamente relevante. No obstante, debemos saber que la compañía Riken que financió la investigación, produce extractos de ajo para suplementos. Por lo que podría existir algún tipo de conflicto de interés.

Referencias

  1. Oi Y, Kawada T, Shishido C, Wada K, Kominato Y, Nishimura S, Ariga T, Iwai K. Allyl-containing sulfides in garlic increase uncoupling protein content in brown adipose tissue, and noradrenaline and adrenaline secretion in rats. J Nutr. 1999 Feb;129(2):336-42.
  2. Oi Y, Imafuku M, Shishido C, Kominato Y, Nishimura S, Iwai K. Garlic supplementation increases testicular testosterone and decreases plasma corticosterone in rats fed a high protein diet. J Nutr. 2001 Aug;131(8):2150-6.

Artículo original (en inglés): The anabolic effect of garlic – Ergo-log.com

SI TE HA GUSTADO, ¡COMPARTE EN REDES SOCIALES Y AYUDANOS A CRECER!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de usuario y ofrecerle contenido y publicidad de su interés. Si continúa navegando estará aceptando nuestra Política de cookies.